jueves, 24 de mayo de 2012

Sombras Tenebrosas



Sombras Tenebrosas
Director: Tim Burton
Reparto: Johnny Depp, Eva Green, Chloë Moretz, Michelle Pfeiffer,
Helena Bonham Carter, Johnny Lee Miller
Año: 2012

Parece que ha pasado un año desde mi anterior crítica; no hace falta que me lo recordéis que ya me fustigo yo solito. En esta ocasión voy a intentar defenestrar la última patochada del colega Tim Burton. ¿Por qué? Porque puedo y porque me lo ha puesto a huevo, señores. Sombras Tenebrosas es mala, malísima; un bodrio en toda regla. En serio, no la veas si aún respetas la obra de este director. Francamente, no consigo entender en qué estaba pensando cuando decidió rodarla. Porque tablas tiene, el hombre; pero también tenemos que decir que lleva en decadencia por lo menos una década. ¿El Planeta de los simios? Meh. ¿Sweeney Todd? Psé. ¿Charlie y la fábrica de chocolate? Por amor de Dios, muero.

Sombras Tenebrosas (que por cierto, el título no sé a qué cojones viene ¿Habéis visto el cartel?) es un batiburrillo sin sentido y bastante cansino. Os resumo un poco de qué va, aunque con ver el tráiler más o menos podéis deducir el 90% de la película.


Los Collins son una familia muy importante de Inglaterra que en el S. XIX deciden mudarse a América para prosperar con su negocio pesquero.
Allí se crean una mansión, un puerto y un pueblo sin sudar mucho, al más puro estilo Age of Empires. El hijo, Barnabas Collins (Johnny Depp) se lía con una sirvienta (Eva Green), que resulta ser una bruja. Cuando Barnabas la deja por otra a mi juicio bastante más regulera, la bruja no se lo toma muy bien. Obliga al nuevo amor de Barnabas a despeñarse por un barranco y transforma a éste en un vampiro bastante sui generis. Acto seguido enfurece al pueblo de Collinsport y consiguen enterrarle en un bosque durante 200 años.


 Una caracterización nada exagerada.


Hasta aquí nada nuevo bajo el sol, ¿verdad?. Es algo que el tito Tim ha hecho mil veces, y además ni se molesta en hacer que PAREZCA una película diferente. Misma ambientación Sleepyhollowesca, misma fotografía y no me quiero flipar, pero hasta diría que los mismos actores. Ah, ¿Eso sí? Curioso, oye. El caso es que hasta este punto, si NO has visto el tráiler, parece que podemos ver una peli un poco interesante. Sin embargo, no es así. Es más, el nivel oscila desde “Esto es un puta basura” a “Si suena algo de música me quedo frito”.

El problema de Sombras Tenebrosas es básicamente que proviene de una serie de televisión, con tropecientas tramas de tropecientos capítulos, supongo. Al señor Burton parece ser que le hizo mucha gracia la idea de que un vampiro gótico y sobreactuado se despertase en los años 70, con lo cual tenemos un contraste brutal; algo que como todo el mundo sabe es el paradigma del humor. ¡Jajaja! ¡Mira cómo el vampiro del S.XIX no entiende lo que es una tele y la rompe para sacar lo de dentro!.

Casi me da un paro cardíaco con los INCREÍBLES gags de esta película.


Jar, jar, no tiene dónde dormir, riámonos de su desgracia.


Barnabas se despierta en los 70 y se encuentra con que lo que es ahora su familia está compuesta de idiotas y locas en general; mientras su empresa pesquera es un recuerdo del pasado. Esto se debe a que la bruja, que es inmortal, ha dedicado 200 años a crear otro imperio pesquero y a arruinar el de los Collins. Esto en mi pueblo se llama vulgarmente plan de mierda. Entonces, Barnabas decide que va a recuperar lo que le pertenece, aupando a su familia hasta la cima de… la industria pesquera en un pueblo minúsculo donde Cristo perdió la chancla. Apasionante, sí.


Hablemos un poco de Barnabas y la bruja.

Barnabas.
Johnny Depp haciendo de Johnny Depp, con toques de todos los personajes de Johnny Depp, pero peinado un poco más raro de lo habitual. Se supone que es un vampiro, pero con muchos sentimientos. Y si nos metimos mucho con Crepúsculo porque brillaban a la luz del sol como gusiluces, ésta no se queda corta. Barnabas puede vivir de día, pero escondidito bajo una sombrilla, no le vaya a pegar mucho el sol. Como curiosidad, en una escena se ve perfectamente cómo le peta el sol en toda la cara. Se quiere quedar con su nuevo amorcito y que la bruja le deje tranquilo. Por otro lado parece un tío majo y sin venir a cuento se cena doce hippies. Al final triunfa el amor, por supuesto.


"Gracias a Burton, ya no tengo ni que actuar; gracias sean dadas al Hacedor".


La bruja.
Eva Green con dos caras, salidorra y cabreada. Desea a Barnabas sobre todas las cosas, por eso le entierra dos siglos, mata a sus padres y destroza su herencia familiar. ¡Eso es amor, coño!. Durante la peli repite básicamente esto último sin venir mucho a cuento. Podrían haber sido amigos con un poco de esfuerzo.


Con jueguecitos erótico-festivos incluidos.
¿Qué más podemos pedir a la peli? Aparte de un guión, 
buenas interpretaciones, y un director competente...


Y hablando de secundarios, necesitaremos tiempo. Repito, ¿Habéis visto ese cartel? Para que lo entendáis; a cada personaje secundario le toca una historia secundaria. El problema es QUE HAY MUCHOS. Pero mogollón. Y las subtramas que podrían ser interesantes el señor Burton se las pasa por su gótico trasero con alegría y desparpajo. Pasemos ahora a desvelarrr….


¡El alegre mundo de los secundarios que nos importan 
un pimiento y sus locas aventuras!

1. Elizabeth Collins (Michelle Pfeiffer).
Es como la mandamás de la Collins en el presente; según Tim es una verdadera fucker. Para mí un personaje absolutamente plano, un pelele como los demás. Al principio no cree que Barnabas sea un vampiro, luego sí y dice a los demás pinchaúvas de la familia que es un primo de Inglaterra. Ya se sabe que para los americanos Europa es un lugar muy chungo, con carruajes en las aceras y secuestro de norteamericanos cada hora. Al final se pega con la mala un poco.



2. Doctora Julia Hoffman. (Helena Bonham Carter)
Para el que no lo sepa, H.B.Carter es la musa de Burton, lo que quiere decir que o la saca en sus películas o acabará teniendo serios problemas conyugales en la catacumba que comparten. Sólo así se entiende que salga en la película porque no recuerdo personaje que esté más metido con calzador que este. Lo que hace la Dra. Julia es velar por la salud mental de los críos de la casa, pero lo que hace realmente es ponerse fina a carajillos y tener que vestir gafas de sol por la resaca (algo que yo nunca he hecho y tendré que empezar a hacer, es cool). Resumiendo; un estorbo y el tito Tim no tarda en quitársela de en medio como el personaje escoria que es.

Tu personaje muere y tu marido tiene la culpa. 


3. Roger Collins (Johnny Lee Miller)
¿Otro Johnny en el mismo cartel? Mr. Depp no podía tolerar semejante desacato, así que el personaje de Roger Collins aparece tanto que si pestañeas no lo ves. Es el hermano de Elizabeth Collins (creo…) y es un mentecato que básicamente no hace nada salvo untar mantequilla en pan en los dos desayunos en los que sale. Otro cero y a la izquierda y todavía quedan por revisar.

Joe, Sickboy, quien te ha visto y quien te ve.


4. David Collins (Gulliver McGrath)
¿Puede haber un nombre más cojonudo que Gulliver McGrath? Si lo hay, no quiero saberlo. Éste es el hijo de Roger Collins, y se supone que está mal de la cabeza. Las líneas que definen a su personaje es que es idiota y ve a su madre muerta ahogada en un naufragio (Atentos a esto último que luego traerá cola).

"Hola, soy Gulliver McGrath y he trabajado con
Martin Scorsese, Tim Burton y Steven Spielberg.
¿Y tú qué has hecho en tu vida, eh?".


5. Carolyn Stoddard (Chloë Moretz)
Carolyn es la prima de David Collins. Esto lo acabo de ver en Imdb porque yo en la película pensaba que era la hija de Elizabeth, para que os hagáis una idea de lo que se molesta Tim en presentarnos a sus secundarios.
Resulta que tiene una habitación muy setentera, con un póster de Hendrix, lámparas de lava y demás mierdas. Fuma canutos y es taaaaaaan existencial que dan ganas de darle un par de hostias a ver si se le pasa la tontunez. Su interpretación consiste en arrastrar mucho las palabras y poner cara de asco continua.

 Pues así todo el metraje.


6. Wille Loomis (Jackie Earle Haley)
El hombre con nombre de trabalenguas, ese es el bueno de Jackie. El que antaño lo petara interpretando magistralmente a Rorsach de Watchmen (lo mejor de la peli con diferencia) aquí arrastra su sucio culo por escenas de mierda, imitando sin pena ni gloria al bedel de Harry Potter. Es el mayordomo de la familia Collins, y la mayoría de los chistes de la peli recaen sobre él, lo cual no dice nada bueno de la película.

Gñé.


7. Victoria Winters / Josette DuPres (Bella Heathcote)
¡Como! ¿Un personaje que son dos? Hollywood ha perdido el norte, entre la precuela del Padrino y esto, no tengo palabras ya. Pues sí, amigos; la chica de la que se enamora Barnabas antes de convertirse en vampiro luego se reencarna o se clona (algo así..) en una chica de los 70. Y por supuesto, Barnabas se vuelve a enamorar de ella, y vuelta a empezar.
Esto se pone cada vez mejor, ¿Eh?. Josette (la de los 70), ha huido de un manicomio, consiguiendo trabajo como canguro del niño que ve fantasmas. Pero hete aquí que ella también ve fantasmas (por algo estabas donde estabas, so loca). En concreto ve a su YO pasado, vestido de época y flotante, vamos, como se suelen ver a los fantasmas.

"-Señor Burton, señor Burton, que si sigo tocando 
con el Photoshop se le va a borrar la cara.
-¡Calla, esclavo! ¡Desatura como si no hubiera un mañana!"


Estos son los secundarios, que son como un equipo de fútbol sala y nos los presentan a la mayoría en menos de cinco minutos, para después pasarse una hora y media despachándolos tranquilamente del film. Y ahora paso a relatar la historia principal y las historias secundarias, para que entendáis el grado de desfachatez que recubre Sombras Tenebrosas. ¿Os queda paciencia? ¡Pues a leer, que para eso os pago!


Historia principal

Después de que Barnabas vuelve a su antigua casa, decidido a recuperar lo que es suyo, la trama parece que va a girar en torno a los hilarantes esfuerzos de la familia por recuperar el poder. ¡No! Barnabas abre un pasadizo donde hay millones de millones en joyas, y alehop, ya tenemos fábrica y lo vamos a petar. Recurso tramposo número 1. 

Bien, tenemos fábrica pero no tenemos pescadores. Así que vamos a hablar con el mega capitán del puerto, una excusa barata para sacar a Christopher Lee. Bien, tenemos pescadores. Trama cerrada.
A ver cómo sigue…un montón de tontuneces…más tontuneces…Ah, sí. La bruja incendia la fábrica y acusa a los Collines de estar siempre liándola. La gente, que es muy así, acude como la típica turba enfurecida de los fines de semana, con las horcas y las antorchas. Hay un peleílla de nada, la casa explota, la bruja muere, fin. Como podeis observar, es apasionante hasta decir basta.


No sé quienes son estas personas que me rodean.


Pero donde entenderemos mejor la mierda que es esta película es con las subtramas. Iré una por una y veréis.

1.    Elizabeth Collins (Michelle Pfeiffer).
Recupera su fábrica, se hace amiga de Barnabas y al final le tira dos escopetazos a la Bruja. Y ya.


2.    Wille Loomis (Jackie Earle Haley).
Barnabas le hipnotiza y le pone a su servicio. Y no hace nada más en toda la puñetera película, alguna gracieta y eso.


3.    Doctora Julia Hoffman. (Helena Bonham Carter).
 Para conseguir que Barnabas se convierta en humano, empieza a transferirle (¿Transfusionarle?) su propia sangre vampírica depurada. En realidad lo que hace es enchufársela a sí misma para convertirse en vampiro. Barnabas la descubre y se enfada bastante por el uso de su sangre sin copyright; así que no se le ocurre otra cosa que MORDERLA.
Como diría Jordi Hurtado: Bravo, bravo, bravo, bravo. Como apagar un incendio tirando cócteles molotov. Luego la tiran al mar y nadie parece acordarse de ella. Glorioso. Después del final, vemos un plano submarino donde su cadáver abre los ojos. Aquí Tim la coló para ver si le prestan más pasta para un segunda parte, pero espero sinceramente que no se lo den.


4.    Roger Collins (Johnny Lee Miller)
El hermano de Elizabeth sale dos veces, se queja dos veces y poco más. Descubre dónde está la cámara secreta del dinero, y cuando parece que lo va a robar, pues no. Tampoco hay historia por aquí. Al final Barnabas le exige que cuide mejor a su hijo (el que ve fantasmas), y como no quiere, pues se va en un taxi. Otra historia cerrada por Tim Muchomorrow Burton. Fin del personaje.

¿Tanto rollo para esto, Tim?


5.    David Collins (Gulliver McGrath, ouyeah, ¡Gulliver McGrath!).
Gulliver nos lo presentan para que parezca que va a ser relevante, y ¿Adivinas qué? ¡No! Alucinante. El nivel de este guión me está dejando patidifuso. Se tira toda la película hablando de su madre muerta y de que habla con ella y tal. Nadie le hace ni puto caso.
Y aquí viene lo mejor: en el combate final el niño amenaza a la bruja. Ésta se parte en su cara, y con razón. Sin embargo, sin venir a cuento aparece el fantasma de la madre que atraviesa a la malvada, y hace que le caiga una lámpara encima. Un recurso tramposo y llevamos unos cuántos.


6.    Carolyn Stoddard (Chloë Moretz).
Buá, esto ya es para flipar. Este personaje no hace nada de nada, rien de rien, nothing de noting. Sólo poner cara de asco y proponer un “happening”, una fiesta. Esta fiesta es una excusa de guión para sacar de cameo al reparto original de la serie y a Alice Cooper.
Y al final, alucina, resulta que es una mujer-lobo. Porque sí. En ningún momento se nos da ninguna pista, ni se ve nada; simplemente, de repente es una mujer lobo. Esto ya es de llevarse las manos a la cabeza, cojón. Por supuesto, pelea con la bruja como todo hijo de vecino en esta “película”.


7.    Victoria Winters / Josette DuPres (Bella Heathcote).
Josette visualiza a su fantasma tirándose desde el acantilado por las noches. Así mismo, en más o menos cinco planos se enamora perdidamente de Barnabas y viceversa. Dios, esto es peor que una telenovela mexicana. Creo que al final hace algo pero a estas alturas ya me la pela profundamente, como debería pasarte a ti, lector.
 Ah, si, ya me acuerdo: la bruja la hechiza para que se tire por el mismo barranco por donde se despeñó la anterior; barranco que por cierto sigue sin estar vallado ya que parece la hostia de peligroso. Bueno, la tipa se tira por el barranco. Barnabas la coge mientras cae, la muerde y la convierte en vampiro; con lo cual ni se despeña ni nada (con lo que habría animado eso la peli). Fin. Pero esta vez fin de verdad. ¡¡Por fin!!




A donde quiero llegar es que mientras ves Sombras Tenebrosas lo que piensas es esto:


 “Hey, esto irá de la venganza del vampiro ahora que está en el presente, esta peli lo va a petar. Oh, pues no, nada de venganza, sólo pescar atunes, menos interesante pero ya veremos. Vaya, ya lo han petado con lo de los atunes, qué rapidez. Bueno, parece que coge fuerza lo de la chica que huye del manicomio. Pues tampoco. ¡Hey, ese niño parece el eje central de la trama! Joé, qué chasco, no doy ni una. Bueno, aún tenemos lo del tío ladrón que sale poco…vaya, se ha ido en taxi. ¿Esa es la Dra. Hoffman chutándose la sangre del vampiro? Guay, una vampiro más, esto se anima. Vaya, se la han cargado…¡La fábrica se ha incendiado! Bueno, a estas alturas ya me dan igual todos, ojalá que la bruja se los cargue sin piedad y no deje ni uno. ¡A tomar por culo ya!”


Así que amiguitos, no veáis Sombras Tenebrosas. No hay nada que rascar en esta especie de película que no sabe ni qué géneros toca. ¿Qué esto? ¿Es una comedia, un drama, un relato gótico, una historia de amor, un telefilm con presupuesto, una telenovela rara? Una mierda es lo que es. Si queréis ver una buena peli de Burton, ved Ed Wood, que es una obra maestra. Esto es indigno de entrar por tus retinas, menos mal que en Mouth on Fire hacemos esta labor social.

Lo mejor: Eva Green y algo más que tengo apuntado en algún lado y no caigo en lo que es.
Lo peor: Ver a un montón de buenos actores perder la dignidad al son de Burton.
Conclusión: Un montón de hez infecta, infumable e insoportable que sólo gustará a los más yonkis de Tim Burton.


PD: Johnny, aléjate de Burton PERO YA.  Que me estais empezando a aburrir los dos juntos lo que no está escrito. 
 Burton, hay más actores en el mundo, ¿Sabes? ¿Qué tal una peli, yo qué se, con Zack Galifianakis?


¡Mucho mejor!


10 comentarios:

  1. Increíble! A destacar la actriz Chloë Moretz. Es la niña que sale en "La invención de Hugo". En unos meses ha pasado de niña repelente a adolescente fumada que "se toca y gime como una gatita" -palabras textuales- . Gran crítica! Muy grande!

    ResponderEliminar
  2. Pffff vaya crítica más larga, esto es casi un reportaje de 4 páginas con póster. Pero ey! que me ha gustado (la he leido en dos tandas para digerirla mejor). Buen trabajo (aunque lo bueno, si breve, mejor).

    ResponderEliminar
  3. Ya Dr. Piradas, es que soy de la escuela de CineCutre, textos largos, farragosos, que inciten al lector al odio hacia mi persona.

    Por cierto, que esta película merece desmembrarla a fondo, amigo mío.

    ResponderEliminar
  4. Dr. Strangelove siempre se ha caracterizado por sus largas críticas. Todavía recuerdo la de Tron... Por cierto, cuántos doctore.

    ResponderEliminar
  5. Casper Mondriani, Dr. Piradas. Dr. Piradas, Casper Mondriani.

    ResponderEliminar
  6. Un placer Dr. Piradas. Gracias por malgastar tu tiempo leyendo este sucio blog

    ResponderEliminar
  7. Ojo al dato que (por fin!) he sabido ponerme una imagen de avatar. Esto es un no parar de innovación!

    ResponderEliminar
  8. La historia de Barnabas me gustó demasiado, es un vampiro único, con la personalidad tanto del mismo Barnabas cono de Jhonny Deep.

    ResponderEliminar
  9. No consideraría a esta película como la mejor del productor. Sin duda se queda corta si lo que se quería era posicionarse en el genero de terror. A pesar de que cuenta con excelentes actores como la participación de Eva Green, deja mucho que desear. A ésta le creo más su papel gótico y tenebroso en la serie Penny Dreadful 2, ahí sin duda la historia de terror supera a esta película y la caraterización de los personajes ha sido un éxito. No es mi serie preferida, pero me gusta y la recomiendo.

    ResponderEliminar